Editorial

Todos fuimos impactados

Publicado el 28 de octubre de 2014 20:18 | Leído 869 veces.

Fac4e53f46468fc9656bb12568cd58a4 Ya en casa después de haber tenido un tiempo glorioso en nuestras conferencias semestrales 2014.   Esta vez nos tocó estar en Las Encinas, una de nuestras iglesias en la región del Bio-Bio. Fue un tiempo maravilloso en que se sintió la presencia de Dios desde el primer momento.   Pareciera que son las frases de rigor que se dicen cada vez que participamos de estos eventos; pero quienes allí estuvimos sabemos de la manera especial que Dios trato con nosotros.

Seguimos desarrollando el tema planteado en conferencia UNA IGLESIA DE ALTO IMPACTO, esta vez nos centramos en tres aspectos: Un Mensaje de Alto impacto, que entendimos debe ser un mensaje ante todo Cristocéntrico, que cuenta con Un Poder de Alto Impacto, como el que experimentó Pedro y los hermanos de la Iglesia primitiva, y que está formada por Pastores que viven Vidas de Alto Impacto.
Una de las cosas interesante que sucedieron, es que las conferencias realmente conmocionaron a los habitantes de Las Encinas, y aunque no había presupuestado un servicio para la tarde del Sábado, a petición de los vecinos se tuvo que realizar un servicio.
Pienso que Dios nos está preparando para cosas que vienen.   Hoy más que nunca necesitamos ser una iglesia de Alto Impacto frente a una sociedad que parece confundida, que a ratos da la impresión que le da la espalda a Dios.   La palabra de Dios dice que cuando el pecado abunda, la gracia sobreabunda.
Una vez más damos gracias a Dios por su hermosa presencia y dirección durante nuestras conferencias semestrales.    Gracias también a nuestro pastor Serafín y la hermosa congregación de las Encinas que se esmeraron por atendernos.

 

Imágenes relacionadas



Fuente: Presbítero David Anabalón V.